pan de espelta

Como sabéis, en Tahona Jardines tenemos una gran variedad de panes: pan integral, pan de soja, pan de espelta… Todos ellos elaborados con un único fin: ¡que nuestros clientes disfruten de los mejores y más saludables panes artesanos!

Podríamos hablaros de toda esa variedad de panes, contaros los beneficios de cada uno, sus ingredientes, describiros su sabor… ¡y hasta daros la receta! Pero en nuestro post de hoy hemos decidido centrarnos en uno de ellos.

El pan de espelta es uno de los panes más solicitados y más consumidos en los últimos años. Al escuchar su nombre, “pan de espelta”, seguro que lo primero que se te viene a la cabeza es que debe ser un pan saludable y delicioso.

En efecto, lo es. Pero hoy queremos contaros más. Queremos contaros qué es exactamente el pan de espelta y qué beneficios aporta su consumo. En definitiva: queremos que entendáis por qué cada vez más gente incluye este pan en su dieta.

Porque el pan de espelta no es un pan cualquiera. Y, si tú también eres amante del pan, te encantará conocer a fondo qué puedes conseguir si empiezas a consumir regularmente el pan de espelta.

Todos estos beneficios, claro, se añaden al delicioso sabor del pan de espelta de Tahona Jardines, elaborado diariamente con los mejores ingredientes para conseguir una textura esponjosa a la vez que crujiente.

¿Qué es el pan de espelta?

El pan de espelta es un tipo de pan elaborado a base de una variante del trigo, conocida científicamente como triticum spelta: espelta para todos nosotros. Esta variante es autóctona de climas fríos y húmedos.

A pesar de que este pan también se elabore, como cualquier otro, con determinadas harinas de trigo, la espelta hace que sea un tipo de pan mucho más digestivo y con menos cantidad de calorías.

Visualmente, es algo más oscuro que el pan blanco tradicional, y su miga es más porosa. Su sabor es suave y prácticamente igual que el de cualquier otro pan blanco.

El pan de espelta no solo contiene calorías, hidratos y grasas como otros panes: también aporta proteínas, fibra, sodio, calcio, fósforo, potasio y vitaminas B1, B2 y C.

¿Qué beneficios tiene el pan de espelta?

Ya te hemos desvelado algunos de los beneficios más importantes del pan de espelta. Por ejemplo, su bajo contenido en calorías y su facilidad de digestión, que hace de él un pan menos pesado que el pan blanco, al contener menos gluten y más fibra.

Su alto contenido en vitaminas hace del pan de espelta una importante fuente de energía, y la vitamina B que contiene ayuda al metabolismo y mejora el funcionamiento de nuestro sistema nervioso.

Además, si sufres de cefaleas, este es tu pan: la espelta ayuda a reducir el malestar que estas causan, además de prevenir las migrañas. También contiene omega 3 y omega 6, unos ácidos grasos que ayudan a prevenir, entre otras, enfermedades cardiovasculares.

Este pan es también más recomendable para las personas que sufren diabetes. Esto es porque el pan de espelta, por sus ingredientes, es un pan integral en cualquiera de sus formas.

Eso sí: aunque tenga bajo contenido en gluten, no significa que sea 100% apto para personas celíacas. Al fin y al cabo, este pan se elabora con trigo –aunque con menor cantidad-, y es este ingrediente el que contiene gluten.

Si, por el contrario, eres una persona simplemente intolerante al gluten –no alérgica-, este puede ser también el pan perfecto para ti. Será más fácil de digerir a pesar de tu intolerancia y te sentará mejor que cualquier otro pan.

 

¿Has probado ya el pan de espelta de Tahona Jardines? ¡No sabemos a qué estás esperando!